“El primero que tiene que ir feliz a la escuela es el maestro”

“El primero que tiene que ir feliz a la escuela es el maestro”

  El diario La Voz de Galicia publicó una muy interesante mirada de cómo la educación debe ser un camino de dos vías, donde tanto docentes como alumnos disfruten el proceso. Porqué apuntar a que el docente sea feliz en clase, en esta nota.

 Alicia Tojeiro es una profesora al que es imposible caerle mal. Fue nominada a los Premios Educa, una distinción que se hace todos los años en España, resaltando la labor docente. En la entrevista brindada por el medio gallego, ella resalta que los profesores son los primeros que deben ir felices a la escuela, para poder contagiar a los alumnos. “Sin alegría y motivación, no hay manera de aprender”.

 Como primer instancia, Tojeiro remarca que el sistema educativo actual no funciona. No se debe clasificar a los alumnos por edad, teniendo un currículum cerrado y que se pierdan los talentos individuales. Así, parece que la función de la escuela es no perder tiempo y que todos los chicos tengan un pasaje por las aulas, pero sin escucharlos; porque, justamente, no hay tiempo.

En sus palabras, Alicia no es una maestra que enseñe solo los contenidos, sino que intenta plantearse para qué está en la escuela, a qué va todos los días. Y ahí es cuando responde, “Vengo a ayudar a crecer. No me limito solo al libro. Es lo que hay detrás. Una labor amplísima”.

“Quiero alumnos que sean empáticos, que aprendan a trabajar en equipo, que no se rindan ante las adversidades. Y quiero que entiendan que solo si sigues aprendes. Hay que esforzarse”

 Una vida dedicada a la educación feliz

 Alicia Tojeiro es docente desde hace veinte años. Reconoce que las tendencias han cambiado, y que la metodología a la que hay que apostar es la inclusiva, en la que todos pueden aportar y aprender. Es esta innovación la que la motivó a dar clases primero en jardín de infantes, para pasar a primaria y seguir buscando un cambio con el sistema de educación actual.

 En este sentido, es que ella habla de la motivación, de sentirse feliz con lo que se hace, de exigirse y también exigir a los alumnos. Así, el buscar soluciones creativas a los problemas del aula, trabajar y nunca rendirse; son tres claves que la definen a Alicia.

“Aprender es maravilloso y puede ser súper divertido. Pero no puede haber educación sin las familias. Es imposible.”

Agradecimientos: Diario La Voz de Galicia

Nota completa

Nota Educar al corazón

Julian Torrisi

Julian Torrisi

Licenciado en Comunicación Social, corredor, cinéfilo y me gusta saber todo. Fan de contar historias, la radio, los deportes y el universo DC.

Deja un comentario